|
  • Ciencia Cristiana

    Por Tal Davis

    Nombre Oficial: La iglesia de Cristo Científica (CCS)

    Figura clave en la Historia: Mary Baker Eddy (1821-1910)

    Oficinas generales: La Primera Iglesia de Cristo Científica, en Boston, Mass. (www.tfccs.com[citado el 21 de Marzo del 2001])

    Iglesias (1999) 2,000 en más de 60 paises

    Practicantes: Aproximadamente 3,000 a nivel mundial (vea la página 3 en cuanto a la definición)
    Ministerios Relacionados con Ciencia Cristiana:

    Radio y Televisión: WQTV, Boston, Mass., y Publicaciones de Radio Monitor: The Christian Science Monitor, The Christian Science Journal, The Christian Science Sentinel, The Herald of Christian Science, Christian Science Quarterly.

    Este boletín de creencias destaca las doctrinas de Ciencia Cristiana y proporciona respuestas bíblicas.

    Introducción
    La Iglesia de Cristo, Científica (CCS), también conocida por su nombre original, La Iglesia de la Ciencia Cristiana, fue fundada por Mary Baker Eddy en 1879 en Boston, Mass.

    De acuerdo a la CCS, Mary Ann Morse Baker, cuando era joven, fue enfermiza y padeció muchas enfermedades. En 1844, su primer esposo, George Glover, murió de fiebre amarilla, dejándola en la pobreza y con un hijo pequeño, a quien entregó a padres adoptivos. En 1853, se casó con Daniel Patterson. Se divorció de él en 1873. Mientras vivía en New Hampshire en 1866, proclamó haber descubierto el secreto de la "Ciencia Divina" después de haber sido sanada milagrosamente de una caída discapacitante. Comenzó a enseñar sus técnicas sanadoras y su filosofía espiritual a sus interesados alumnos. En 1875, se mudó a Lynn, Mass., fundó la Asociación de Ciencia Cristiana, y publicó su libro, Ciencia y Salud con la Clave de las Escrituras (S&H).

    En 1877, se casó con Asa Albert Eddy (d. 1882) y juntos establecieron formalmente la CCS. En 1890, la señora Eddy estableció "La Iglesia Madre," La Primera Iglesia de Cristo, Científica, de Boston, Mass. La señora Eddy murió en 1910 y la autoridad descansa actualmente en el Consejo Directivo de la CCS (vea lo señalado anteriormente).

    Autoridad: La Biblia y la señora Eddy
    La fundadora de la Ciencia Cristiana, Mary Baker Eddy, sostenía que "como partidarios de la Verdad, tomamos la Palabra inspirada de la Biblia como nuestra guía suficiente para la Vida eterna" (Ciencia y Salud, p. 497). No obstante, la Ciencia Cristiana interpreta la Biblia a la luz de los escritos de la señora Eddy, particularmente su libro Ciencia y Salud con la Clave de las Escrituras, en el que la interpreta de acuerdo a sus presuposiciones metafísicas. También, la señora Eddy parecía cuestionar la confiabilidad textual de la Biblia, culpando a "los errores manifiestos de las versiones antiguas... estos hechos demuestran de qué manera un sentido mortal y material se infiltró en el registro divino, oscureciendo en cierto grado, con su propio matiz, las páginas inspiradas" (Ciencia y Salud, p. 139).

    Respuesta Bíblica: La Biblia es la única fuente de la Escritura, inspirada divinamente. No existe ninguna persona ni iglesia que pueda alegar una interpretación infalible. El enfoque metafísico de la señora Eddy no logra apegarse a los sanos principios de interpretación bíblica (vea 2 Ti. 3:15 -17; 2 P. 1:19- 21). Ella asigna significados espirituales arbitrarios a los términos bíblicos comunes. Por ejemplo "Jerusalén" se define como "Creencia y conocimiento mortales obtenidos de los cinco sentidos corporales" (Ciencia y Salud, p. 589). El "Espíritu Santo" se define como "Ciencia Divina; el desarrollo de la Vida eterna, Verdad, y Amor" (Ciencia y Salud, p. 588).

    Dios es Mente, Verdad, Amor, Etc.
    "Dios es una Mente, Espíritu, Alma, Principio, Vida, Verdad y Amor incorpóreos, divinos, supremos, e infinitos. (Ciencia y Salud, p. 465). Estos términos son sinónimos que "se refieren a un Dios absoluto. También tienen la función de expresar la naturaleza, esencia, y totalidad de la Deidad. Los atributos de Dios son justicia, misericordia, sabiduría, bondad, y así sucesivamente" (Ciencia y Salud, p. 465).
    La Trinidad se redefine como vida, verdad, y amor. "La teoría de tres personas en un Dios (esto es, una Trinidad personal o Triunidad) sugiere politeísmo, en vez del único siempre presente YO SOY" (Ciencia y Salud, p. 256).

    Respuesta Bíblica: Solamente existe un Dios verdadero (vea Dt. 6:4; Is. 43:10; 44:6-8) que existe eternamente en tres personas: Padre, Hijo, y Espíritu Santo (vea Mt. 28:19; 1 Co. 12:4 -6; 2 Co. 13:14). El uso de sinónimos impersonales para Dios por parte de la CCS disminuye Su naturaleza personal según se revela en la Biblia. La Biblia dice: "Dios es amor" (1 Juan 4:8), no "amor es Dios."

    Jesús: Descubridor del Ideal del Cristo
    Hay una diferencia esencial entre Jesús el hombre y el "Principio de Cristo" que vino sobre Él cuando lo comprendió. "Reconocemos la expiación de Jesús como la evidencia de Amor divino, eficaz, revelando la unidad del hombre con Dios a través de Cristo Jesús, el que muestra el Camino" (Ciencia y Salud, p. 497).

    Respuesta Bíblica: No existe distinción que pueda hacerse entre Jesús el hombre y Cristo, Su oficio divino (Mesías). No recibió su unción como Mesías, pero más bien reclamó ese título desde la eternidad pasada (vea Is. 9:6; Mt. 1:16 -18; 2:4; Lucas 2:11). Jesús murió en la cruz como expiación por el pecado de la humanidad y se levantó físicamente de nuevo para proclamar la victoria de Dios sobre la muerte (vea Lucas 24:36-43; Juan 2:18-22; 1 Co. 15:1-8).

    "El Espíritu" Es Real; "La Materia" No lo Es
    Debido a que la esencia fundamental de Dios es espíritu o mente, y sólo aquello que refleja Su naturaleza es real, entonces la materia realmente no existe. "El Espíritu es Verdad inmortal; la materia es error mortal. El espíritu es lo real y eterno; la materia es lo irreal y temporal" (Ciencia y Salud, p. 468).
    Respuesta Bíblica: Ciertamente, Dios es Espíritu (vea Juan 4:24). Él es Creador de todo lo que existe, incluyendo el universo material (vea Gn. 1:1; Col. 1:16; He., 11:3). Dios declaró la totalidad del orden creado como: "bueno en gran manera" (Gn. 1:31). Jesús era Dios encarnado en un cuerpo material (vea Juan 1:14; Col. 2:9) y fue resucitado físicamente (vea Lucas 24:36-39; Juan 20:26; 1 Co. 15:1-8).

    Las Personas Son Espíritus Divinos
    Debido a que la materia no existe y la humanidad refleja la naturaleza de Dios, entonces la humanidad no está realmente hecha de materia. "El Espíritu es Dios, y el hombre es Su imagen y semejanza. Por ello el hombre no es material; es espiritual" (Ciencia y Salud, p. 468).

    Respuesta Bíblica: La humanidad tiene tanto una dimensión espiritual como una dimensión física (vea Gn. 1:26-27). Dios creó la humanidad como almas vivientes (vea Gn. 2:7). Nuestra resurrección futura será tanto espiritual como física (vea 1 Co. 15).

    El Problema: Ilusiones de la Humanidad
    Debido a que solamente aquellas ideas que reflejan la naturaleza de Dios son reales, entonces el pecado, la muerte, la enfermedad, y el dolor no son reales, sino solamente ilusiones. "Lo único real en cuanto al pecado, la enfermedad, o la muerte, es el horrible hecho de que las irrealidades parecen reales para la creencia humana errónea... No son ciertas, porque no son de Dios" (Ciencia y Salud, p. 472). "La causa de todo lo que llamamos enfermedad es mental, un temor mortal, una creencia o convicción equivocada de la necesidad y el poder de una salud quebrantada" (Ciencia y Salud, p. 377).
    Respuesta Bíblica:El pecado es una realidad y todas las personas (excepto Cristo) son pecadores por naturaleza (vea Ro. 3:23).Es un resultado de la desobediencia voluntaria de la humanidad hacia Dios y Su voluntad.El pecado entontece a la gente para que se aleje de Dios y produce sufrimiento, enfermedad, y muerte (vea Gn. 3; Ro. 5:12-23)

    Sanidad Espiritual

    Debido a que la materia, el pecado, la enfermedad, y la muerte son ilusorios e irreales, entonces las personas no están sujetas a ellos."A través de la Mente inmortal, o la Verdad, podemos destruir todas las dolencias que proceden de la mente mortal" (Ciencia y Salud, p. 374).Así, cuando las personas se den cuenta cabal de este principio, la enfermedad debe desaparecer."Cuando una creencia falsa que uno tenga es corregida, la Verdad envía un reporte de salud a todo el cuerpo" (Ciencia y Salud p. 194).

    Respuesta Bíblica:La enfermedad es real.Los cristianos creen que Dios puede sanar a través de la oración, si así es Su voluntad.No obstante, de manera inevitable, el cuerpo físico se deteriora y muere.La ciencia médica es un complemento apropiado a la oración para curar y mantener la salud física (vea 1 Co. 12:9,30; Santiago 5:14-16).Lucas (escritor del Evangelio de Lucas y del libro de los Hechos) es identificado como médico (vea Col. 4:14).

     

    Muerte: La Última Ilusión

    Debido a que Dios y el hombre son un espíritu o una mente inmortal, la muerte es también solamente una ilusión.Es una transición de la ilusión de lo material a la realidad final del espíritu inmortal."Así que, cuando nuestros amigos se desvanezcan de nuestra vista y nos lamentemos por su muerte, esa lamentación es innecesaria y sin causa" (Ciencia y Salud, p. 386).

    Respuesta Bíblica:La muerte es una realidad y un resultado del pecado de la humanidad (vea Gn. 2:17; Ez.18:20; - Ro. 6:21 – 23; 8:6).Es tanto física como espiritual.No obstante, al momento de la muerte, el espíritu del creyente se va para estar con el Señor (vea 2 Co. 5:8; Fil. 1:23-24) y espera una reunión con el cuerpo en la venida del Señor (vea 1 Co. 15:23; 1 Ts.4:13-18).Aquellos que no son salvos se enfrentarán al juicio (vea He. 9:27) y a la separación eterna de Dios en el infierno ("la segunda muerte").(Vea Ap. 20:1-15).

     

    Salvación

    Debido a que el pecado y la muerte son creencias falsas (ilusiones), la salvación implica vencer la falsa idea de que existen, dándonos cuenta de nuestro espíritu y mente divinos."Reconocemos que la crucifixión de Jesús y su resurrección sirvieron para elevar la fe para entender la Vida eterna, incluso el todo formado por el Alma, el Espíritu, así como la nada formada por la materia" (Ciencia y Salud, p. 497).

    Respuesta Bíblica:La salvación no se lleva a cabo a través de algún conocimiento especial.Se recibe solamente reconociendo, confesando, y arrepintiéndonos de nuestros pecados (vea Hechos 3:19; 26:20; 1 Juan 1:9), y poniendo nuestra fe en Jesucristo como Salvador y Señor (vea Juan 1:12; Ro. 10:9-10; Ef. 2:8-9).

     

    Términos Utilizados en la Ciencia Cristiana

    • Lección Bíblica (Lección como Sermón):Una de las 26 lecciones semanales estudiadas y enseñadas en las iglesias locales.

    • Iglesia Ramal:Congregación local y autónoma de CCS.

    Primer Lector:Persona que dirige los servicios dominicales y de los miércoles en la CCS local (el segundo lector lo asiste).

    • Lectura:Plática gratis patrocinada por la CCS local, dada por un miembro autorizado del Concejo de Lecturas de Ciencia Cristiana.

    • Practicante:Persona trabajando de tiempo completo y de manera profesional en Sanidad de Ciencia Cristiana.

    • Sala de Lectura:Librería y biblioteca local abierta al público para tener acceso a la literatura de Ciencia Cristiana.

     

    Dando Testimonio a los Adeptos a Ciencia Cristiana

    1. Tenga un claro entendimiento de su fe y de la Biblia.

    2. Tenga un conocimiento básico de las creencias y presuposiciones de Ciencia Cristiana.

    3. Procure establecer una relación personal sincera con el adepto a Ciencia Cristiana.

    4. Establezca la autoridad única de la Biblia. Diga al adepto a Ciencia Cristiana que usted no considera válida ninguna creencia que no tenga un fundamento bíblico.

    5. Defina claramente todos los términos del cristianismo bíblico y de Ciencia Cristiana. Ciencia Cristiana utiliza muchos términos bíblicos y cristianos que tienen diferentes significados.

    6.Cuando resulte apropiado, de manera respetuosa comente las diferencias significativas en la doctrina.Enfóquese en las perspectivas bíblicas históricas acerca de Dios, Jesucristo, y la salvación.También, establezca la realidad del pecado, la enfermedad, y la muerte.Haga énfasis en el por qué la muerte de Cristo fue necesaria.

    7. Comparta su testimonio personal de fe en Jesucristo.Explique cómo se dio cuenta de que usted es un pecador, pero que ha confiado en la muerte y resurrección de Jesús como expiación por el pecado de usted.

    8.Cuando usted haya aclarado todos los asuntos importantes, comparta el plan de salvación y procure dirigir a la persona hacia la fe en Cristo.